Prestamos con depósito previo. No caigas

Prestamos con depósito previo. No caigas

De acuerdo al último reporte publicado por el Banco de México, se aprobaron más de 14.8 millones de préstamos personales. El valor monetario de estos rebasa los 25.8 mil millones de pesos, lo que los convierte en la opción más conveniente para obtener dinero de forma inmediata. Se estima que durante el confinamiento y lo que va de año esta cifra haya aumentado más de cuatro veces. Desafortunadamente la gran popularidad que los créditos personales tienen entre los mexicanos los han convertido en el centro de atención de los estafadores. Por lo que la CONDUSEF ha emitido una gran alerta.

¿Que son los préstamos con depósito previo?

Los créditos con depósito previo son una oferta engañosa que los delincuentes emplean para robar dinero e información. La característica común de este tipo de préstamos, es que la institución que lo ofrece solicita el pago de hasta el 6 % del monto del crédito para garantizar su aprobación. Los montos ofrecidos en esta estafa van desde los 2,000 hasta los 5,000,000 de pesos. La CONDUSEF advierte que además de perder el dinero, la información personal y bancaria es usada para el robo de identidad.

La estafa de los préstamos con depósito previo

Actualmente se encuentran, miles de anuncios en internet, los periódicos, la radio, volantes, panfletos y la televisión ofreciendo los prestamos rápidos de estas empresas criminales. Por supuesto, los malhechores también emplean llamadas telefónicas, redes sociales y la mensajería de textos para captar nuevas víctimas.

Cómo se realiza la estafa de los créditos con depósito previo

  1. Los delincuentes se hacen pasar por empleados de algún banco o de una empresa gestora de créditos rápidos o préstamos personales sin requisitos. Los estafadores llaman por teléfono o envían mensajes ofreciendo créditos de montos diversos y con una garantía del 100% de aprobación.
  2. Una vez que el usuario acepta la oferta, los criminales le envían un enlace con una dirección de internet para que complete la solicitud. Para completar la solicitud, el usuario debe introducir todos sus datos personales y el numero e institución de su cuenta bancaria.
  3. Una vez recibida la solicitud, le indican que para obtener el dinero de inmediato, deben pagar un porcentaje por adelantado de hasta el 6%. Sin embargo, algunas víctimas han llegado a pagar hasta el 10% del monto del crédito solicitado. Así mismo, algunos usuarios creyendo que pueden negociar han ofrecido pagar un porcentaje menor, a lo que el estafador accede solo si lo hace en un tiempo menor. Además, los estafadores garantizan, que si el crédito no es aprobado, el dinero será regresado en su totalidad.
  4. Luego de que el usuario ha pagado el porcentaje solicitado, el estafador le informa que el crédito personal ha sido aprobado y está en procesamiento para ser depositado.
  5. Finalmente, el usuario espera por tiempo indefinido y nunca recibe el préstamo personal sin requisitos, ni recupera ni el monto depositado. Y para empeorar la situación, la información personal del usuario ha sido robada, y su identidad es usada para solicitar préstamos personales, créditos en tiendas y otras actividades criminales.

Me piden un deposito o pago para darme un crédito puedo confiar

Solcredito.mx, el buscador financiero con mayor confianza entre los mexicanos alerta a la población acerca de: Nunca deben compartir datos personales, ni enviar fotos de su CURP o documentos de identidad fuera de la aplicación genuina o los sitios de internet legítimos de los bancos o empresas financieras de comprobada trayectoria. Así mismo, Solcredito nunca solicita pagos o depósitos por adelantado por ninguno de sus servicios. Todos los servicios del buscador financiero son totalmente gratuitos para los usuarios.

Nunca confié en una oferta de crédito o prestamos inmediatos que le solicité dinero por adelantado. Esta creencia proviene de que los bancos suelen cobrar sus comisiones tan pronto como el crédito es depositado en la cuenta del solicitante. No obstante, las comisiones bancarias son cobradas del mismo dinero que se deposita o entrega en calidad de préstamo o crédito. Nunca un banco cobra por adelantado antes de otorgar el dinero.

En pocas palabras, todas las ofertas que exigen un pago o deposito por adelantado son siempre fraudulentas. Los estafadores solo desean su dinero y sus datos de identificación para venderlos.

Falsas llamadas de bancos ofreciendo diferimientos de pagos y planes de refinanciamiento de adeudos.

Debido a los cambios que el confinamiento y la pandemia han generado a nivel mundial, los estafadores ahora emplean los planes de refinanciamiento para estafar a los usuarios. Durante el último año, cientos de personas han sido víctimas de esta nueva estafa. Los delincuentes llaman a los usuarios y les ofrecen un plan especial para sus adeudos con un banco determinado o incluso para todos sus créditos. Con el nuevo plan ofrecido, solo deben pagar un porcentaje de la cuota mensual. A cambio les ofrecen hasta seis meses de gracia o sin tener que pagar sus obligaciones. Cuando el cliente recibe las llamadas del departamento de cobranza del banco, descubre que fue estafado y su historial crediticio está comprometido o arruinado.

Signos de alarma que indican que el préstamo o refinanciamiento ofrecidos son una estafa

Los malvivientes se aprovechan de las necesidades de las personas vulnerables para cometer sus fechorías. Debido que existen los créditos rápidos y prestamos sin papeleos genuinos y debidamente autorizados por la CONDUSEF, los delincuentes copian estas modalidades para engañar.

Signos que te permiten identificar una oferta fraudulenta

  • Cobros por adelantado. Toda institución financiera sabe que si alguien solicita un préstamo personal o crédito es porque requiere dinero. Por lo tanto, nunca pide un pago por adelantado antes de que el cliente tenga el dinero del crédito aprobado en su cuenta. Todo pago por adelantado incluyendo comisiones de gestores son fraudulentos. Los bancos y empresas legítimas, deducen o restan sus comisiones del monto del préstamo luego de depositarlo en la cuenta del cliente.
  • Créditos ofrecidos por teléfono. La mayoría de ofertas telefónicas son realizadas por estafadores. Es cierto que los bancos y las tarjetas de crédito pueden ocasionalmente llamar a sus clientes y realizar alguna oferta. No obstante, cualquier oferta legitima debe aparecer en las alertas o mensajerías de su cuenta online. Sin importar quien lo llame o lo que le ofrezcan, siempre al finalizar, llame al número público y conocido del banco o la institución financiera para confirmar la oferta telefónica.
  • Ofertas de crédito por WhatsApp o redes sociales. La era digital permite un acercamiento entre clientes y empresas prestadoras de servicios. Sin embargo, las empresas legítimas, nunca envían ofertas por redes sociales. Toda oferta debe proceder de la aplicación real o la comunicación oficial del banco o empresa.
  • Prestadores de servicios financieros que usan un nombre parecido a una marca reconocida. Copiar el nombre e incluso toda la información y el diseño de los sitios de internet de una empresa reconocida es común entre los estafadores. Si una empresa tiene un nombre parecido, o le faltan algunas letras del nombre de un negocio reputado, esa empresa es falsa o fraudulenta. Evite ser una víctima revisando el nombre y los datos de identificación de la página de internet. Los malvivientes copian todo para confundir a los usuarios.
  • Cargos no informados de manera clara. Los servicios financieros están en la obligación de describir de manera detallada todos los cargos y costos de sus servicios. Cuando no le den la información detallada de los cargos, el negocio es fraudulento y usted debe huir.
  • Prestador de servicios financieros no registrado en la CONDUSEF. En México es obligatorio estar debidamente registrado y autorizado para prestar sus servicios. Ningún negocio legal puede operar sin su debida licencia, permiso, y registro, los cuales son verificables.
  • Una empresa que le pide que le haga una transferencia de dinero o que le pague a una persona determinada. Todo pago a una empresa debe ser realizado a nombre de esta. Por lo tanto, la cuenta bancaria debe estar a nombre de la empresa o del banco. Nunca un banco le solicitara que pague en cuentas de terceros.
El endeudamiento personal está creciendo a niveles alarmantes, lo que compromete la estabilidad individual y familiar de muchos mexicanos. Es increíble, pero durante los últimos 18 meses la deuda promedio de en México alcanzó los 159,000.00 pesos. La CONDUSEF también ha dado a conocer que el 63.9% d... más
Los criminales nunca dejan de buscar nuevas formas de estafar y robar a las personas de bien. Las denuncias de estafas que involucran a las aplicaciones de los teléfonos inteligentes y las redes sociales han ido en aumento durante los últimos años. México cuenta con más de 80.9 millones de usuarios ... más